Energía solar con impacto social

El Instituto de Energía Eléctrica de la UNSJ-CONICET diseñó una estación de carga solar autónoma de vehículos eléctricos que instalará frente a su edificio. Podrá ser utilizada de día y de noche, de manera gratuita.

 

Por Silvia Marcet

El desarrollo bautizado con el nombre ECSAVE I (Estación de Carga Solar Autónoma de Vehículos Eléctricos) se presenta como el primero de muchos otros que permitirán configurar el escenario proyectado para los próximos años: una provincia más conectada y menos contaminada, a pura fuerza de energía verde.
El prototipo diseñado por ingenieros de la UNSJ combina las ventajas de la industria fotovoltaica con tecnología de carga eléctrica para alimentar tablets, notebooks, celulares y vehículos eléctricos. Pero su particularidad a nivel mundial radica en su total independencia de energías tradicionales. Una cualidad que promete hacer mella tanto a nivel ambiental, como económico.
Inspirado en Aalborg, Dinamarca, una ciudad completamente abastecida por energía eólica, donde realizó su pos-doctorado en energías renovables, el vicedirector del Instituto de Energía Eléctrica, Marcelo Molina, impulsó este proyecto que ya cuenta con dos años de avances.

-¿En qué consiste ECSAVE I?
-Es una estación de carga solar autónoma que se basa en el uso de la energía solar fotovoltaica y permite cargar baterías de vehículos y otros dispositivos eléctricos, en cualquier momento de la jornada, incluida la noche, cuando no existe radiación solar.

-¿En qué etapa se encuentra el desarrollo?
-En una etapa bastante avanzada. Estamos trabajando hace dos años, durante los cuales hemos introducido una innovación: la posibilidad de trabajar en forma autónoma. A diferencia de otras estaciones de este tipo que existen en el mundo y en nuestro país, este prototipo no depende del sistema eléctrico central.

-¿Qué impacto puede tener en nuestra sociedad?
-Lo que se busca a partir de la estación ECSAVE I es dar solución a problemas típicos de la provincia de San Juan, que tiene enorme cantidad de lugares en los que todavía no existe la posibilidad de conectarse al sistema eléctrico principal. A partir de este primer paso, buscamos extender el desarrollo de nuevas estaciones. Pensamos, por ejemplo, en una persona que vive en el campo y tiene una moto eléctrica. En un futuro cercano podrá movilizarse y desarrollarse con vehículos y dispositivos eléctricos sin depender del sistema de energía central o de combustibles tradicionales.

-¿Tienen previsiones respecto al impacto ambiental?
-Entre las diferentes facilidades que posee la estación se encuentra un panel que permite visualizar todas las características técnicas de la misma. Allí se muestran datos como el ahorro de dióxido de carbono emitido al medio ambiente, el estado de carga, las conexiones de internet y el estado de actualización de las aplicaciones. Es totalmente adaptable y configurable. Esto permitirá ir conociendo constantemente el ahorro obtenido en cuanto a polución.

-¿Qué características físicas y visuales tiene la estación piloto?
-La estación ha sido pensada para ahorrar contaminación, incluida la visual. Por este motivo, se ha diseñado con forma de hoja semejante a la de un árbol típico de nuestro medio, como la morera. La hoja soporta cinco paneles fotovoltaicos. Tiene una inclinación de 32 grados y una orientación norte, posición óptima para que, sin movilización, pueda obtener la máxima radiación calculada durante todo el año. La estructura metálica que sostiene la hoja alcanza cuatro metros y treinta centímetros de altura.

-¿Qué innovaciones permitirá el prototipo en un futuro cercano?
Trabajamos en el almacenamiento propio, optimizándolo para mejorar la autonomía. También en la carga, para que pueda realizarse de manera inalámbrica.Estación de carga solar

Claves

  • Las estaciones de carga son estructuras equipadas con paneles fotovoltaicos y sistemas de almacenamiento de energía que permiten soportar cargas en corriente continua, así como cargas en corriente alterna bajo la norma IEC 61851-1:2017.
  • Poseen acceso a internet vía WIFI, lo que permite monitorización remota, integración con sistemas de distribución de energía local inteligente y actualizaciones remotas de software.
  • El prototipo diseñado en el Instituto de Energía Eléctrica, la ECSAVE I, cuenta con una interfaz de usuario intuitiva que no requiere capacitación.
  • La instalación de estaciones de carga y el uso no contaminante de vehículos eléctricos permite el ahorro de emisión de gases de efecto invernadero.

 

Sistemas inteligentes: La estación de carga solar es parte de un proyecto de mayor envergadura, que lleva adelante un equipo de investigación del IEE: “Planificación y Operación de Redes Inteligentes de Distribución, considerando Generación Renovable Distribuida, Almacenamiento de Energía y un Rol Activo de la Demanda”. El mismo cuenta con financiamiento del Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas (CONICET), la Agencia Nacional de Promoción Científica y Tecnológica, y de la Secretaría de Ciencia, Tecnología e Innovación (SECITI) de la provincia de San Juan.