“Estar unidos nos hace fuertes ante los conflictos”

Con esta frase, Ariel Carmona, referente de la comunidad originaria Salvador Talquenca, resume la importancia que tiene para ellos la unidad del pueblo frente a los problemas que enfrentan a diario. Además, destacó el apoyo recibido por mucha gente en cada marcha a la que convocaron con el propósito de defender su territorio. “Nos da alegría que la gente sepa de nuestra existencia y vida en el campo”, resaltó Ariel.

 

Por Belén Ceballos

La comunidad Salvador Talquenca está ubicada entre la localidad de El Encón, 25 de Mayo, y el límite con la provincia de San Luis, en un trayecto de 30 km. Las familias se dedican a la cría de ganado vacuno y caprino, principalmente. En total, son 60 los grupos familiares. Para organizar el trabajo se reúnen cada 15 días y allí debaten respecto de las problemáticas que tienen y la forma de afrontarlas. Además, tienen delegados que los representan en educación y salud.

Ariel Carmona cuenta que la organización de la comunidad se remonta al año ´95, cuando las familias empiezan a reunirse para charlar y debatir sobre la problemática de la tierra y la vida en el campo buscando formas de mejorarla día a día. Luego de muchos años, deciden sacar la personería jurídica para contar con una herramienta legal que les permitiera reclamar y ser escuchados.

En cuanto a los problemas que han enfrentado como comunidad, la usurpación de tierra es a la que más atención le han tenido que prestar, remarca Carmona. La primera fue un remate de 4.000 hectáreas. Ante lo cual presentaron un recurso de amparo, y gracias a la Ley 26.160 el fallo salió a su favor. A los dos años de este episodio, nuevamente quisieron tomar posesión de su territorio y de lo que le corresponde a otra comunidad del lugar. Frente a esto la comunidad decidió acampar para evitar que lo tomaran. Nuevamente, lograron el fallo a su favor y evitaron que les sacaran las tierras.

Los conflictos ayudaron a que la gente entienda que ellos existen y el lugar en el que habitan en la provincia. Por lo tanto, “eso da alegría porque en el campo se vive bien y no se la pasa mal, como muchos creen. Es importante que se entienda la lucha que llevamos desde hace muchos años”, concluyó Ariel Carmona.

Ariel_Carmona_comunidad_talquenca