Entregaron Honoris Causa a Noemí Girbal Blacha

La UNSJ otorgó su mayor reconocimiento a la prestigiosa académica, de fuertes vinculaciones con carreras de esta Universidad.

Por Fabián Rojas

Por Resolución Nº 59/13 del Consejo Superior de la UNSJ, esta casa de estudios otorgó el Doctorado Honoris Causa a la prestigiosa historiadora Noemí Girbal Blacha, a instancias de la Facultad de Filosofía, Humanidades y Artes (FFHA), unidad con la cual la profesional distinguida mantiene una estrecha relación, sobre todo a través de estudios de posgrado de esa Facultad. “Esa relación se ha visto plasmada en encuentros científicos y académicos”, reza una parte de la Resolución que fue leída al iniciar el acto desarrollado en el foyer del Edificio Central de la UNSJ. Posteriormente, la Dra. Girbal Blacha remarcaba ante los presentes: “Soy un genuino producto de la educación pública”.
La ceremonia estuvo presidida por el rector y vicerrectora de esta casa, Oscar Nasisi y Mónica Coca, pero además asistieron la decana de la FFHA, Rosa Garbarino; el decano de la Facultad de Ingeniería, Roberto Gómez Guirado; la vicedecana de la Facultad de Arquitectura, Urbanismo y Diseño, María E. Navarro; la vicedecana de la Facultad de Ciencias Exactas, Físicas y Naturales, Alejandra Otazú, y el profesor Víctor Guzzo, en representación de las autoridades de la Facultad de Ciencias Sociales. Por parte de Rectorado, se encontraban el secretario Académico, Marcelo Bellini; la secretaria de Comunicación, Mariela Miranda; el secretario de Ciencia y Técnica, Mario Giménez y la secretaria Administrativa Financiera, María del Carmen Zorrilla.

Doctora. Noemí Girbal BlachaUna vida en la Historia
Noemí Girbal Blacha nació en Avellaneda en 1947. Alguna vez ella recordó que su pasión por la Historia comenzó desde muy joven, en la escuela secundaria: “Mi entusiasmo por la Historia se manifestó allí, cuando los profesores me mostraron la complejidad y también la importancia del pasado, de la memoria y de la identidad. Mi compromiso se realizaría a partir de 1965 y continúa hasta la fecha”. Realizó su carrera universitaria en la Facultad de Humanidades y Ciencias de la Educación de la Universidad Nacional de La Plata. En 1969 obtuvo el título de Profesor de Historia. “Los títulos en aquella época eran, increíblemente, sólo en masculino”, rememoró Girbal Blacha en su discurso en la UNSJ. Luego comenzaría y terminaría sus estudios doctorales y en 1973 ingresó en el CONICET como becaria, pasó después a ejercer como investigadora adjunta y, desde 1999, es investigadora principal de esa institución. La prestigiosa historiadora desempeñó y desempeña funciones en el campo de la docencia y la investigación, y gran parte de su tarea es la formación de jóvenes investigadores. Es autora de libros, de artículos publicados en libros y revistas especializados de Argentina, Uruguay, Chile, Brasil, México y gran parte de Europa. “La verdad es que resumir 70 páginas de currículum no es tarea fácil”, admitió el rector Oscar Nasisi al momento de dirigir la palabra. Y en medio de la enumeración de distintos jalones importantes de la vida profesional de Noemí Girbal Blacha, realizó un paréntesis para comentar: “Anoche estuve casi dos horas conversando con el Rector de la Universidad de Quilmes (Mario Lozano) y me pintó otra arista de esta profesional; al margen de las 70 páginas de currículum hay en ella una persona de grandes valores humanos. El Rector de esa Universidad dijo que ‘fundamentalmente Noemí es una gran compañera y amiga, una ferviente defensora de la universidad pública, que nos ha ayudado con su inteligencia y participación a superar los momentos más difíciles del desarrollo de nuestra institución’”.

Lazos con la FFHA
“Nosotros cumplimos un sueño que se inició hace algunos años, con la Maestría en Historia, en la que tuvimos la colaboración de esta eximia investigadora de nuestro país. A partir de la creación de la Maestría, ella se fue convirtiendo en una asidua visitante en nuestra Facultad, participando por ejemplo en distintos congresos. Pero también tuvo la gran generosidad de permitirnos conocerla como persona. A veces cuando viene a San Juan ella se reúne con nuestros alumnos y los aconseja sobre bibliografía y sobre todo lo que deben estudiar. Eso solamente lo hacen los grandes”, manifestó la decana de la FFHA, Rosa Garbarino. Luego, la funcionaria recordó que el proyecto de distinguir a Noemí Girbal Blacha con el Doctorado Honoris Causa surgió “de dos personas muy queridas en nuestra Facultad, que hoy no están con nosotros: las profesoras Margarita Ferrá de Bartol e Isabel Gironés de Sánchez. Ellas y yo consideramos que era hacer justicia, pero no solamente por la ciencia, era hacer justicia en el reconocimiento hacia una mujer que supo ocupar espacios, que no los logró por pedir cupos sino que los logró solamente por tener una gran capacidad”.

Noemí G Blacha en la UNSJ

Desafíos
La profesional distinguida, que dirige el Centro de Estudios de la Argentina Rural, de la Universidad Nacional de Quilmes, también recordó a Margarita Ferrá y a Isabel Gironés. Posteriormente, Girbal Blacha dijo que su trayectoria es producto de un camino recorrido con esfuerzo, con constancia y dedicación a lo largo de cinco décadas. Luego, confesó sentirse honrada por la Universidad Nacional de San Juan, “de la que he formado parte como conferencista, profesora visitante y consultora de la carrera de Historia”. Además, señaló que sus logros significaron grandes desafíos para “una mujer provinciana, primera generación universitaria en una familia modesta, como es mi caso, a partir de los años ’60; haberme dedicado además a la Historia argentina agraria y regional del siglo XX, y que alcanzara el título de Doctor en Historia en la Universidad Nacional de La Plata a los 25 años. Sigo siendo la egresada más joven de mi Facultad con el título de Doctor”. Finalmente, Girbal Blacha se refirió a su trabajo académico y a su vida parafraseando a la compositora y cantante Eladia Blázquez: “Eso de durar y transcurrir no nos da derecho a presumir, porque no es lo mismo que vivir, honrar la vida”. “Ojalá que esta percepción sea también la de ustedes”, cerró la Doctora Honoris Causa.