El deporte como terapia

“¿Si voy a la cueva de las brujas llego a tiempo para comer? Quiero hacer todo”, afirmaba uno de los integrantes de “Proyecto Juan” durante una jornada de distensión en Ullum.

Por Julieta Galleguillo

Entre un sinnúmero de actividades que la Universidad Nacional de San Juan, por medio de la Dirección de Deportes de la Secretaría de Bienestar Universitario de la UNSJ, realiza a menudo en apoyo a los grupos sociales minoritarios, se encuentra la colaboración directa y desinteresada con la comunidad terapéutica “Proyecto Juan”.

Una expedición integrada por 13 chicos de entre 9 y 22 años, insertos en el programa de rehabilitación de Proyecto Juan; 3 coordinadores por el programa; 3 por la UNSJ y la colaboración de “Tirolesa San Juan”, a cargo de Luis Tanani y Luis Chiguay, pasó una jornada en Ullum practicando distintas actividades deportivas además de los infaltables choripanes para almorzar. “La actividad deportiva es terapéutica en todo momento y para todas las personas, pero cuando hablamos de chicos que están en un proceso de rehabilitación por adicciones en el que hay abstinencias, el poder compartir algo al aire libre con sus compañeros es esencial. Cada caso merece un tratamiento diferente, pero en relación con el deporte todos se vuelven pares y eso suma a la reinserción social”, explica Eduardo Rodríguez, profesor de Educación Física del Complejo Deportivo “El Palomar” y colaborador deportivo de Proyecto Juan. “Yo no iba a hacer tirolesa porque no me gusta, pero si los van a llevar a la cueva de las brujas sí voy”, fue el caso de varios de los chicos que no se animaban a la experiencia de deslizarse colgados de un cable de acero y atravesar todo el Río San Juan, hasta que se enteraron que la expedición continuaba con una visita guiada a una cueva natural que se encuentra en la zona lindera al Dique de Ullum.

El Proyecto Juan nació en 2007, como comunidad terapéutica cerrada, para el tratamiento de adolescentes y jóvenes varones con o sin derivación judicial que tengan problemas de adicción. Próximo a cumplir 7 años de funciones, el programa albergó a casi 200 chicos. Con el Proyecto Juan los jóvenes ya no tienen que viajar a otras provincias para su rehabilitación. El tratamiento terapéutico está a cargo de Casa del Sur, comunidad especializada en el tratamiento y rehabilitación de drogodependientes y problemáticas psicosociales. Desde hace más de dos años la UNSJ apoya a la actividad deportiva del Proyecto Juan con jornadas recreativas, dentro y fuera de las instalaciones de la Casa del Sur. La idea es continuar con una serie de actividades deportivas al aire libre por los distintos departamentos de San Juan, con el objetivo de sacar a los chicos de su rutina y fomentar el trabajo de grupo. Para tal fin, en esta oportunidad, la gente de Tirolesa San Juan les contó anécdotas sobre ascensos a los cerros Mercedario y Aconcagua, donde el esfuerzo de grupo y los códigos son esenciales para sobrevivir a las adversidades.